'I Vetri Tremano' de Alessandro Focareta



I Vetri Tremano de Alessandro Focareta, se incluye dentro de la diversidad de películas que continúan magnetizando una atención honesta al emerger con emancipadora frescura y pacífica potencia en la cartografía fílmica actual.

Películas realizadas casi desde un método unipersonal de creación, con miradas profundamente íntimas que dirigen su meditación a historias que gravitan la realidad cercana del autor, quien registra e interpreta el mundo de sus relaciones sensibles; universos mínimos de insondable complejidad, filmes que experimentan otra cara de la experiencia donde las pequeñas heroicidades son creadoras de poéticas de lo transcendental, filmes que revalorizan la presencia del autor,  quien es capaz de cruzar con sosiego y espontaneidad las arcaicas fronteras de los cines definidos como independientes.

En el filme, Alessandro establece una comunicación mediante correspondencia digital con su madre, quien se encuentra atravesando una lucha contra el cáncer. Mientras Alessandro se encuentra en Cuba realizando una investigación para la realización de un posible documental, es traspasado por miradas y situaciones íntimas que inician un camino hacia el reconocimiento y conciencia de su ser.

I Vetri Tremano es un filme que no se crea necesidades ilusorias y aborda con delicada meditación un camino de recogimiento que canaliza la exploración interna y sus complejas existencias en un universo de serenidad y aceptación.

La fina y delicada hilanza que forma el tejido de la cotidianidad es trenzada y modelada a través de la austera mirada de Alessandro, quien ha sabido interpretar los mensajes de la naturaleza que proyecta sutilmente el flujo de los ciclos de la vida y sus rituales de comprensión.  I vetri tremano es trenzar un manto lumínico que intenta suturar las distancias geográfica a través del recuerdo de un tierno masaje en una espalda sobre la que se imprime una bella luz de la tarde, es la espiritualización sobre la experiencia de perdida de la madre al entregarse a la impensable presencia de los pájaros. Alessandro decide ponerle un velo quieto a los sacudones del destino que presentan un tiempo humano que se abisma a su final.


La fugacidad es una constante del filme, volviendo a Alessandro un espectador que mira desde un persistente presente las cosas y situaciones que se le aproximan, dejando pasar los sucesos en un flujo incesante. El filme esta marcado por una separación acechante, por el peso inmenso de la distancia y por la ausencia anticipada; tensiones que son encausadas hacía una orilla de concilio con la brevedad mediante las reflexiones propuestas por el realizador.


Gracias al cine, Alessandro disuelve la distancia entre Cuba e Italia en su viaje interior, realizando un desplazamiento continuo que no teme a los momentos de oscuridad y evita dotar al filme de un carácter pesimista, prefiriendo dejarlo surgir imperturbable en su contexto.


Probablemente sea una película sobre la distancia o sobre la ausencia inminente, quizá sea un filme sobre el desprendimiento, pero sin duda es una película que guarda la belleza del encuentro con uno mismo.


Un filme que «alcanza su verdadera altura, la altura del ser». 

***

I Vetri Tremano

Director: Alessandro Focareta

Países: Italia y Cuba

Año: 2016

Duración: 72 minutos

Guion: Alessandro Focareta

Fotografía: Alessandro Focareta y Jaime Guerra

Sonido: José Homer Mora

Música: Jorge Valdés